Severo Ochoa Albornoz

De Enciclopedia de Oviedo, la enciclopedia libre.
Ir a la navegación Ir a la búsqueda

Severo Ochoa Albornoz. Premio Nobel, 1905-1993.

Nació en Luarca el 24 de septiembre de 1905, hijo de Severo Ochoa, empresario que realizaba comercio con Puerto Rico, y Carmen de Albornoz. Siendo el último de siete hermanos, Severo Ochoa inició sus primeros estudios en Gijón, continuándolos en Málaga a causa de la frágil salud de su madre. Allí conocerá a uno de sus más importantes condiscípulos, García Valdecasas. Tras terminar el bachillerato estudia Medicina, teniendo como ideal a Ramón y Cajal. En la Universidad de Madrid, teniendo como maestro a Juan Negrín, se va iniciando en la Fisiología Humana. Allí conocerá también a Francisco Grande Covián, con quien organizará un laboratorio que le permitirá realizar experimentos cada vez más complejos.

Tras un viaje por Alemania de ampliación de estudios, en 1931 se casa con Carmen Covián, prima de su amigo Francisco. Posteriormente se trasladarán a Inglaterra y Estados Unidos, desarrollando su carrera científica y la docencia en la Universidad de Nueva York. Carrera que alcanza su punto culminante cuando en 1959 se le concede el Premio Nobel de Medicina y Fisiología, compartido con el profesor Kornberg, por sus descubrimientos sobre el ácido ribonucleico. Tras jubilarse, regresa a España para instalarse en Madrid. En 1986 fallece su esposa, lo que supone un grave contratiempo para Severo Ochoa. Pese a todo, fue uno de quienes más insistió en la necesidad de iniciar la Fundación Príncipe de Asturias, lo que incrementó sus vínculos con Oviedo y Asturias. Falleció en Madrid el 1 de noviembre de 1993.

El Pleno del Ayuntamiento de Oviedo de 9 de septiembre de 1964 decidió concederle el nombre a la calle que va de la Plaza de la Paz a la calle Guillermo Estrada, por previa iniciativa del alcalde Valentín Masip en 1959.

Bibliografía