Carbayón de Oviedo

De Enciclopedia de Oviedo, la enciclopedia libre.
Ir a la navegación Ir a la búsqueda
Dibujo de el Carbayón (1927)

Unos de los símbolos de la ciudad española de Oviedo. Se trata de un enorme roble, con una base de unos 12 metros de circunferencia, tronco de 6 metros, una altura de unos 30 metros y una circunferencia máxima de 38 metros de copa, al que se le suponían al menos 5 siglos de edad.

Dio origen al gentilicio popular de la ciudad —carbayón, carbayones— y nombre a unos exquisitos pasteles típicos de la misma.

Derribado el 2 de octubre 1879 tras encendidas polémicas y controversias que se iniciaron con una protesta de los jardineros municipales y que fue comunicada al Ayuntamiento el 9 de septiembre, su derribo se llevó a cabo con el argumento de posibilitar el ensanche de la Calle Uría y conectar el casco histórico con las estación del ferrocarril. A raíz de esa pérdida de un símbolo de la ciudad, se publicó un periódico titulado El Carbayón, que pretendía rememorar el famoso árbol.

Fermín Canella, tras un vendaval que se llevó por delante una treintena de árboles del Campo de San Francisco en 1865, describió así al popular árbol, insignia de la ciudad:

«Cayó el negrillo, pero el Carbayón no caerá tan fácilmente: es el árbol secular y sagrado de la ciudad, testigo de todos los acontecimientos de nuestra historia, que, a más vivir con la savia de esta madre tierra, parece que vive con la savia de recuerdos antiguos y de nuestro cariño. Allí está; al extremo del Campo, tocando el pueblo de quien es patrono.» Fermín Canella

El árbol fue subastado, partiendo la puja inicial en 75 pesetas, finalmente se pagaron por el anciano roble 192,50.

Placa ubicada en la calle Uría

En 1949 Paulino Vicente propone al Ayuntamiento la instalación de una placa conmemorativa para rememorar el simbólico árbol de la ciudad. Este mismo año Julio Vallaure y Pedro Quirós Isla proponen al pleno municipal plantar un nuevo roble que continúe el recuerdo del anterior.

El 11 de febrero 1950 se plantó un nuevo roble procedente de Monte Redondo en la plaza anterior del Teatro Campoamor, en torno al cual se colocó un verja con una inscripción que reza: «Como continuador de aquel árbol simbólico que no dio el título de carbayones, el Ayuntamiento plantó este roble el día XI de febrero del año de gracia de MCML». Sin embargo aquél roble no hundiría sus raíces tan profundas como el primero y el 23 de abril de 1970 fue sustituido por un nuevo roble procedente de Paniceres que ya contaba con un centenar de años en sus raíces.

En marzo de 1959 el Ayuntamiento de Oviedo hizo instalar una placa conmemorativa en el lugar en que se alzaba el Carbayón, al comienzo de la Calle Uría en su acera derecha, en la que puede leerse: «Aquí estuvo durante siglos el Carbayón, árbol simbólico de la ciudad, derribado el II de octubre de MDCCCLXXIX. La Corporación municipal acordó el XXIV de marzo de MCMLIX la colocación de esta placa que perpetúe su memoria».

Conviene señalar que el carbayo o carbayu (Quercus robur) es una variedad de roble característica de la vegetación de Asturias (España) cuyo nombre está además muy presente, en aumentativo o diminutivo, en la toponimia de la región. En el propio concejo de Oviedo el topónimo Carbayón aparece en la zona de Villamorsén, en la falda meridional del Naranco.

Bibliografía