Ricardo Acebal del Cueto

De Enciclopedia de Oviedo, la enciclopedia libre.
Ir a la navegación Ir a la búsqueda

Ricardo Acebal del Cueto, 1849-1940.

Dibujante e ingeniero español. Nació en Gijón el 1 de febrero de 1849.

En 1868 ingresó en la Escuela de Ingenieros de Montes de Villaviciosa de Odón en Madrid y en febrero de 1870 vuelve a Asturias para realizar el período de prácticas como Ingeniero aspirante en el Distrito forestal de Oviedo, realizando un estudio sobre algunos montes del Concejo de Parres, en concreto sobre los montes 37 "Cayarga-Mesariegos", 38 "Nevares-Cetín" y 39 "Viabaño-Cea" del Catálogo de 1862 de montes exceptuados de la desamortización por causa de su cabida y especie arbórea. Presenta este trabajo con fecha 15 de septiembre de 1870 en la Escuela de Madrid, obteniendo así el ingreso en la Administración como Ingeniero de Montes numerario, actividad que poco a poco se fue convirtiendo en el centro de su vida y que desarrolla casi ininterrumpidamente en el Distrito forestal de Asturias desde 1872 hasta 1909 en que es nombrado Inspector General y pasa a desempeñar su labor en Madrid.

Ricardo Acebal fue una persona multifacética, muy integrada en la sociedad del momento, manteniendo relaciones con Genaro Alas, Felix Aramburu, Fermín Canella, Octavio Bellmunt y muchas otras personas de la cultura de la época. Su relación, por ejemplo, con el Gabinete de Historia Natural aparece reseñada en algún artículo ("Vicisitudes históricas del Museo de Geología de la Universidad de Oviedo", M. Gutiérrez y L.M. Rodríguez, Trabajos de geología, UNIOVI, 2005) sin olvidar su colaboración en Ecos del Nalón, y luego en la Revista de Asturias. Con Genaro Alas funda una academia de preparación para carreras universitarias y especiales en 1874 ("Genaro Alas, militar, ingeniero y periodista", Andrés Osoro Hernández, ed. KRK, 2006) y seguramente su juventud -hasta que en el año 1886 pasa a ser definitivamente Ingeniero Jefe del Distrito forestal de Asturias y aumentan sus responsabilidades- estuvo plagada de múltiples actividades artísticas y culturales sin olvidar su afición a la pesca y a la piscicultura.

Su labor como Ingeniero de Montes fuera de Asturias se desarrolla, al inicio de su carrera, en Galicia y León y cuando en 1909 es ascendido a Inspector General, dirige sus pasos hacia Madrid, donde llegará a ser en 1915 el Presidente del Consejo Forestal, máximo grado posible en la carrera profesional de un Ingeniero de Montes de la época.

Se jubila en 1916 con 66 años, y mantiene su residencia en Madrid pero sin perder el contacto con Asturias, como atestiguan sus escritos sobre piscicultura o sobre la campaña de repoblación forestal iniciada por la Diputación provincial en 1927. Muere en Madrid en 1940. Su hijo Alfonso Acebal de la Rionda, que también se dedica profesionalmente al monte, trabajará como Ingeniero en el Distrito de Asturias entre 1938 y 1940.


Fue director artístico de la Revista de Asturias cuando aún recibía el nombre de Ecos del Nalón. Entre sus escritos en la Revista de Asturias se encuentran:

  • «Consideraciones sobre la pesca del Salmón en España y su legislación, por D. Hilario Nava». Revista de Asturias, nº 2, 1879.
  • «Un libro nuevo. "Noticias sobre el imperio del Japón" por el señor Nava y Caveda». Revista de Asturias, nº 3, 1882.

Sus artículos publicados en la revista Montes [[1]] fueron:

  • "Los trabajos de repoblación de la Montaña de Covadonga". nº 191, 1885.
  • "Los trabajos de repoblación de la Montaña de Covadonga". nº 277, 1888.
  • "Un ensayo piscícola en el Lago Enol", nº 294, 1889.
  • "Memoria redactada para la creación de un Establecimiento de piscicultura en Asturias", nº 391, 1893.
  • "El nitrato de sosa en Selvicultura", nº 582, 1901.
  • "Inauguración de la temporada salmonera en Gran Bretaña", nº 605, 1902.
  • "Causas de la enfermedad del salmón", nº 638, 1903.
  • "Sobre la pesca del salmón en Asturias", nº 735, 1907.
  • "Sobre la pesca del salmón en el Pacífico y en Asturias", nº 759, 1908.
  • "Escalas y pasos salmoneros", nº 761, 1908.
  • "Consideraciones sobre la solución del problema del nitrógeno y el salitre de Chile", nº 764, 1908.
  • "El nitrato de Chile en Selvicultura", nº 811, 1910.
  • "Una fuente de riqueza, la pesca fluvial", nº 832, 1911 (publicado previamente en La Información Agrícola).
  • "El enturbiamiento de los ríos", nº 878, 1913.