Pedro Rodríguez de Campomanes Pérez

De Enciclopedia de Oviedo, la enciclopedia libre.
Ir a la navegación Ir a la búsqueda

Pedro Rodríguez de Campomanes Pérez. Conde de Campomanes, político, 1723-1802.

Nació en Santa Eulalia de Sorribas (Oviedo) el 1 de julio de 1723. Tras concluir la licenciatura en Jurisprudencia en la Universidad de Oviedo, se trasladó a Madrid, donde se convirtió con prontitud en una celebridad. Gran conocedor del griego y el árabe, fue uno de los cuatro literatos que el marqués de la Ensenada pensaba dedicar a ser escritores públicos. Fue abogado durante once años. En 1748 ingresó en la Academia de la Historia, destacando por su cotejo en el Escorial de los códices de los concilios de España. En 1753 trazó un plan para las colecciones litológica y diplomática, siendo nombrado en 1762 fiscal del Consejo Real y Supremo de Castilla por Carlos III. Bajo su mandato se realizaron grandes mejoras gubernativas y de la Administración. En 174 fue nombrado director del citado Consejo y de la Academia de la Historia. Sus conocimientos literarios eran muy variados, como producto de una aplicación constante y de un amor al trabajo, que desarrollaron en él, en temprana edad, talentos superiores, por los que se justifica que alcanzase las más altas dignidades del reino, y un puesto principal entre los escritores españoles. Hablaba la mayor parte de las lenguas de Europa y fue sin disputa uno de los hombres más notables de su, época en España, así por su varia y profunda instrucción como por su constante alteza de miras.

Fue nombrado Ministro de Estado (1788) y obtuvo la gran cruz de la orden de Carlos III. El 30 de septiembre de 1789 abrió, en calidad de presidente, las Cortes del reino, proponiendo que se eliminara la Ley Sálica dictada por Felipe V en 1713, aunque las Cortes guardaron el secreto y no lo comunicaron a Carlos IV. Realizó reformas para frenar la reunión de grandes mayorazgos y para la multiplicación y seguridad de los pastos. Individuo correspondiente de la Academia de Inscripciones de París, y miembro de la Sociedad Filosófica de Filadelfia, Campomanes se distinguió especialmente por sus obras de Economía Política, teniendo como destacados seguidores de su escuela económica a Jovellanos y Cabarrús. Pretendió librar a la industria de las trabas que sobre ella pesaban, desarrollar el comercio interior y exterior mediante amplias y liberales concesiones, suprimir los odiosos impuestos que pesaban sobre la agricultura. Combatió los abusos de la Mesta, atacó al clero, siendo contrario a las enajenaciones ilimitadas a favor de los establecimientos religiosos y luchó por establecer la libertad de comercio de granos. Asimismo secundó las medidas del conde de Aranda contra los jesuitas. Al final de sus días cayó en desgracia cuando el conde de Floridablanca ganó la confianza del rey. Falleció en Madrid el 3 de febrero de 1803.

Obras

  • Disertaciones históricas del orden y caballería de los Templarios (1737)
  • Noticia geográfica del reino y caminos de Portugal
  • Itinerario de los caminos de España y de otras comarcas de Europa
  • Discurso sobre la cronología de los reyes godos
  • Disertación sobre el establecimiento de las leyes
  • Antigüedad Marítima de la República de Cartago (1756)
  • Memoria del principado de Asturias
  • Noticia sobre las gitanos
  • Respuesta fiscal sobre abolir la tasa y establecer el comercio de granos
  • Tratado de la regalía de amortización
  • Discurso sobre la educación popular de los artesanos y su fomento (1775)
  • Alegaciones fiscales sobre algunos puntos importantes de la administración pública
  • Discurso sobre las fuentes de la industria (1774)
  • Memoria sobre los abusos de la Mesta (1791)
  • Primitiva legislación de España
  • Historia general de la marina española