Juan Velarde Fuertes

De Enciclopedia de Oviedo, la enciclopedia libre.
Ir a la navegación Ir a la búsqueda
Juan Velarde Fuertes

Juan Velarde Fuertes. Economista, 1927.

Nació en Salas, el 26 de junio de 1927. Estudió Economía en Madrid, doctorándose en 1956 con premio extraordinario. Una vez concluidos sus estudios se dedicó a la docencia universitaria, obteniendo la cátedra de Estructura Económica de Barcelona en 1960, y en 1963 la de la universidad Complutense de Madrid. En 1992 fue galardonado con el Premio Príncipe de Asturias de Ciencias Sociales. Es académico de número de la Real Academia de Ciencias Morales y Políticas desde 1978 y doctor Honoris Causa por las universidades de Oviedo, Alicante, Valladolid, Sevilla y la Pontificia de Comillas.

Fundó el partido Unión del pueblo Español, que más tarde se integraría en Alianza Popular. Es Vicepresidente de la Comisión de Estudios de Economía y Hacienda del Partido Popular. Ha sido miembro del Tribunal de Cuentas, desempeñando numerosos cargos políticos y administrativos además de los ya nombrados.

Es uno de los asistentes habituales a los Cursos de la Granda que se celebran en verano y son dirigidos por Teodoro López-Cuesta.

Dio su apoyo a la candidatura de Oviedo a Capital Europea de la Cultura, dedicándole al proyecto las siguientes palabras:

Desde la creación en la Edad Media de la ciudad de Oviedo, de la que quedan en pie multitud de símbolos, esta constituyó una urbe vinculada esencialmente a la cultura europea. Las muestras son evidentes. Van desde el cementerio de peregrinos escandinavos en el claustro de la Catedral a la Cámara Santa y sus tesoros, sin olvidar esa cofradía antiquísima, la Balesquida, o su papel en el Camino de Santiago.

Posteriormente, el mundo académico creado por el Arzobispo Valdés a partir de los inicios del siglo XVII, muestran la continuación de ese enlace cultural básico. ¿Es preciso citar a Feijoo? Es por tanto logiquísimo que esta ciudad aspire a convertirse en Capital Europea de la Cultura en el 2016, cuando lo fue en la Edad Media y de allí se derivó tal cantidad de restos que hoy permiten recobrar esa capitalidad con manifiesta holgura

Bibliografía