Perico y Petra

De Enciclopedia de Oviedo, la enciclopedia libre.

Osos que durante a√Īos constituyeron una atracci√≥n del Campo de San Francisco.

En 1950 se instalaron en el Campo de San Francisco dos oseznos de apenas dos meses, uno macho (Perico) y otro hembra (Petra). Los osos fueron encadenados en unas argollas, que enganchados a unos rieles, les permitían paseos de 25 metros.

Perico muri√≥ al llegar a la edad adulta. Se cree que se le aplic√≥ la eutanasia antes que la madurez sexual pudiese dar lugar a imp√ļdicos juegos del oso a la vista de todos los transe√ļntes. Sus restos fueron disecados y custodiados por el Ayuntamiento.

Petra vivió hasta el 21 de junio de 1976 y sus restos rescatados por los estudiantes de Biología para ser reconstruida, aunque su piel se perdió en este proceso.

Bibliografía